Los mejores vinos blancos para pescados y mariscos

vinos-pescados-mariscos

Los mejores vinos blancos para pescados y mariscos

Comer, siempre lo hemos dicho, es una experiencia que va mucho más allá de los bordes del propio plato. Es una experiencia mucho más coral donde intervienen muchísimos otros factores. Como la atención de los camareros, el sonido ambiente, la atmósfera visual, la comodidad o, por supuesto, los vinos con los que acompañamos toda la comida. En concreto, el maridaje de vinos tiene una importancia tremenda en nuestros almuerzos y cenas. Y especialmente cuando hablamos de acompañar alimentos tan singulares como los pescados y los mariscos.

Si bien es cierto que los vinos tintos, en algunos momentos, también pueden casar con los pescados y mariscos, nosotros somos bastante tradicionales en ese sentido. Somos capaces de meternos en la cocina, tomar recetas y platos de la gastronomía española y darles una vuelta para crear nuestras propias recetas. Y, sin embargo, somos bastante convencionales cuando se trata del maridaje. Pero es que creemos profundamente que el mejor vino para pescado y para marisco es el vino blanco. Lo hemos testado millones y millones de veces.

 

Maridaje de vinos

Pero hagamos una paradita en el camino para ayudar a quienes no estén familiarizados con este término. Para ayudar a aquellos que estén preguntándose en este mismo momento que qué es eso del maridaje. Pues bien, eso del maridaje no es ni más ni menos que el casamiento entre el vino y la comida. Una relación que puede llevarnos a disfrutar todavía más de cada uno de los elementos o, por el contrario, hacerles perder potencia de sabor. Una buena armonía entre los mejores vinos blancos y los pescados y maricos más frescos son un combo ganador.

De manera más específica, también podemos dividir entre los vinos para pescado y los vinos para mariscos. En ese sentido, los pescados suelen verse beneficiados, en líneas generales, de vinos blancos secos convencionales. Mientras tanto, mariscos como los langostinos, las langostas, los cangrejos, las gambas o las ostras suelen verse muy beneficiados por los vinos blancos secos más ligeros. No son consideraciones aleatorias. Son pautas fijadas por miles y miles de expertos enólogos a lo largo de las décadas. Basta experimentarlas para confirmarlas.

No obstante, y como decíamos antes, siempre hay excepciones. Por ejemplo, los vinos tintos no muy intensos se pueden combinar con algunos pescados y mariscos. Pero es importante que sean ligeros. De lo contrario, podrían taponar ciertos sabores de la comida. Del mismo modo, los vinos rosados también pueden casar con muchos de estos alimentos de mar. Por lo general, no son vinos tan intensos como los vinos tintos. Dicho esto, volvemos a reiterarnos en nuestra elección de los vinos blancos. Pero un buen vino blanco para pescado y marisco.

 

Carta de vinos blancos en Tenerife

En nuestro restaurante gourmet en Tenerife encontrarás ambas cosas. Por un lado, una gran variedad de platos cocinados con los pescados y los mariscos más frescos. Como nuestra merluza del Cantábrico a la andaluza, nuestros chipirones en tinta con arroz, nuestros calamares encebollados, nuestro atún a la plancha con verdura,  nuestro bacalao confitado o nuestras cigalitas salteadas con ajo. Todos ellos deliciosos y perfectos para mezclar con lo mejor del vino blanco español. Nuestra cocina es muy nuestra, muy española. Alta cocina nacional.

¿Y qué vinos podemos encontrar en la carta de vinos blancos de Brazomar? Pues podemos encontrar muchas variedades para todo paladar. Desde el afrutado Abona Mencey Chasna hasta el albariño Alba Martín, pasando por el seco Abona Mencey Chasna, el Godello Mara Martín, el Frizzante Alma, El Emina Verdejo de las Bodegas Matarromera o el semiafrutado de Güimar. Pero no te preocupes. Una vez que vengas a nuestro restaurante en Tenerife, nos encargaremos de asesorarte en todo momento. Un cliente, una experiencia. Esa es nuestra meta.

Sin comentarios

Escribe un comentario